El Senior Cohousing, una oportunidad de dinamización rural

Es indudable que, a día de hoy, la lucha contra la despoblación de las zonas rurales ha entrado, por fin, en la agenda política y social de nuestro país. Desde que se acuñó el término de la “España Vacía”, la opinión pública es más sensible a los problemas que perviven en la antes denominada “España Abandonada”. Se ha logrado la atención creciente de los medios de comunicación por esta temática y desde la población urbana se muestra interés hacia lo que sucede en el medio rural.

A raíz de la pandemia provocada por el COVID19 y, sobre todo, tras el confinamiento necesario para frenar la primera ola de contagios, se han puesto en entredicho algunos paradigmas con los que convivíamos. Como consecuencia, estamos modificando nuestros hábitos y conductas y nos cuestionamos la manera en que, hasta ahora, se organizaba nuestra vida.

La necesidad de preservación del medio rural

Nadie cuestiona, por ejemplo, la importancia de la preservación de un medio rural vivo y activo, necesario, que produce, mayoritariamente, los alimentos y productos de primera necesidad que abastecen nuestros mercados. En la misma línea, el comercio electrónico y el teletrabajo han roto gran parte de las barreras que limitaban o, al menos ralentizaban, su implantación y crecimiento y se han alcanzado ya los niveles de penetración que se preveían para el año 2025.

La necesidad de reformulación del modelo de residencias

Igual sucede con el sistema de atención a las personas mayores, basado en el modelo de residencias. A día de hoy, se suscita un consenso generalizado sobre la necesidad de su reformulación, hacia modelos más humanos, no hospitalarios, y centrados en las personas y sus necesidades. Existe también el convencimiento generalizado acerca de las bondades, calidad de vida y, sobre todo, seguridad que proporcionan los entornos rurales frente al medio urbano, puestos de manifiesto durante la pandemia.

El Senior Cohousing, como herramienta para aprovechar todas las tendencias de revitalización

Por consiguiente, las zonas rurales y despobladas tienen la oportunidad de aprovechar todas estas tendencias para que, junto con otras, como las oportunidades para la deslocalización de empresas, la economía circular, la puesta en valor de materiales y técnicas tradicionales locales y los productos de km 0, por citar algunos ejemplos, constituyan un gran motor de cambio en esos entornos.

El senior cohousing ayuda a dinamizar los territorios del mundo rural y a las personas mayores a estar más activas y dinámicas

Desde Hábitat Colaborativo hemos apostado por el Senior Cohousing como oportunidad de revitalización de las zonas rurales. Las viviendas colaborativas han demostrado su eficacia en la lucha contra la soledad no deseada de las personas mayores y son actualmente, referente en la revisión del modelo de residencias de mayores hasta ahora vigente.

Ahora, además, su desarrollo en núcleos rurales se descubre como factor de gran impacto en la lucha contra la despoblación.
Trabajamos, de manera integral, en todo el ciclo de vida de un Residencial, desde la creación de una comunidad de personas, el diseño del proyecto, la búsqueda de suelo y financiación, la construcción y equipamiento y, por último, la gestión posterior.
Y podemos acreditar cómo el desarrollo de un Residencial en un pequeño municipio contribuye a fijar a su población mayor, genera empleo, directo e indirecto, entre sus jóvenes, tanto durante su construcción, como una vez en funcionamiento, y revitaliza el pequeño comercio y la producción de proximidad, con el abastecimiento de productos para su consumo.

Una consecuencia adicional, es que se activan los incipientes mercados inmobiliarios de viviendas, normalmente inexistentes en los pequeños municipios rurales y tan necesarios para atraer nuevos pobladores en la lucha contra la despoblación. Además, el Senior Cohousing es una opción cada vez más valorada por personas jubiladas o próximas a la edad de jubilación, de naturaleza urbana, y que prefieren las zonas rurales para el disfrute de un modelo de envejecimiento activo.

Necesidad de implicación pública para el desarrollo del Senior Cohousing

Pero, para que se desarrolle el potencial de este modelo de dinamización y oportunidades para las zonas rurales, hay dos elementos fundamentales y críticos. De una parte, el papel esencial de las administraciones públicas, y en especial, la administración local. No es una cuestión presupuestaria, sino de facilitación e impulso. Los ayuntamientos deben apostar, sin prejuicios, por este modelo social que ofrece soluciones asequibles a amplias franjas de nuestros mayores y, a la vez, fija a la población y genera actividad económica local.

Como fórmula de lucha contra la despoblación y para contribuir a salir de la crisis económica, la implicación de las corporaciones locales, agilizando los trámites de cesión de suelos y/o infraestructuras en desuso, y su apoyo decidido, impulsan la generación de un clima de confianza vital para el éxito de estos proyectos.

Los proyectos de Senior Cohousing requieren la participación de muchos agentes

El segundo elemento crítico es la complejidad. Son proyectos poliédricos, con enorme variedad de ámbitos de trabajo diversos, como el factor humano de los residentes, el urbanístico, el financiero, el arquitectónico, o el tributario y societario. Entre todos, definen un proyecto vital y un modelo de gestión que ha de construirse, a medida, para cada caso y a satisfacción de sus usuarios. El acompañamiento profesional para el desarrollo de los proyectos en todos esos ámbitos es la mejor garantía para lograr su buen fin.

Como conclusión, se puede decir que el Senior Cohousing, en zonas rurales, es un modelo de innovación social que, a través de una alianza público-privada, impulsa soluciones habitacionales con altos estándares de calidad de vida y de éxito en la lucha contra la soledad no deseada de los mayores. A la vez, plantea alternativas de dinamización de esos entornos rurales en su lucha contra la despoblación. Es, por tanto, una oportunidad que no podemos dejar pasar.

6 Comentarios

  1. Pilar Baena

    Esta es la nueva realidad que crearemos para la sociedad actual y futura.
    Afortunadamente contamos con equipos como el vuestro con capacidad de hacer realidad nuestros sueños.
    ADELANTE!

    Responder
    • Juan Pérez

      La teoría es maravillosa, pero no me parece serio vender un modelo aún por desarrollar sin ningun caso de exito que lo respalde. Todo pajas mentales y humo para experimentar con el dinero de los jubilados.

      Responder
      • José Carlos Rodrigo

        Hola Juan, disculpa pero no termino de entender tu comentario salvo que no te hayas informado bien antes de redactarlo. Además de la larga trayectoria “de éxito” que el modelo tiene en los países nórdicos o en Uruguay o en los nada sospechosos Estados Unidos de América, resulta que en España, de manera discreta, hay más de una treintena de iniciativas de este tipo en funcionamiento. Y es que, alguna de ellas, como la pionera de todas, ubicada en Málaga capital, llevan ya 30 años demostrando que no se trata de “pajas mentales y humo experimental” sino de realidades de éxito, a pesar de sus detractores. Te invito a que las busques y compruebes por ti mismo, que lo que decimos, lejos de ser una “teoría maravillosa” es una auténtica realidad y que tú, también, puedes disfrutarla.
        Un cordial saludo.

        Responder
  2. hp69

    Modelo totalmente utópico y sin garantia sanitaria alguna, que estos señores se empecinan en colocarnos, revistiendolo de un paño social, cuando en realidad, lo unico que persiguen es la explotación de los pensionistas asociados a la cooperativa. Demencial.

    Responder
    • María

      Para nada están experimentando, ni es teórico el modelo, existen más de 10 comunidades senior en uso en España, y otras docenas de comunidades de personas trabajando por ello, por no hablar de las cientos de todo el mundo. Una realidad que se crea desde las personas, para las personas. Un éxito de gestión sanitaria durante la pandemia de la primavera de 2020, hay que añadir por cierto.

      Responder
  3. José Carlos Rodrigo

    Hola hp69. Mi respuesta a tu comentario tiene que ir en la línea del que he publicado en respuesta al de Juan Pérez. Lamento mucho que, sin duda por la falta de información, te permitas opinar de manera tan peyorativa. Además de lo antes comentado, referente a los numerosos casos de éxito que puedes conocer en España y en otros países, me gustaría aclararte otra de las cuestiones que planteas sobre las garantías sanitarias. Si estas al tanto del debate abierto como consecuencia del desgraciado episodio de la COVID19 en el modelo de Residencias, sabrás que se barajan dos opciones entre los expertos. Una, la medicalización de las residencias; la otra, la de convertirlas en lugares volcados en la atención a las personas con espacios más amplios y, muy parecidos, al de las viviendas colaborativas o Cohousing, que es lo que nosotros defendemos. Y ese debate, se basa en la búsqueda de las garantías sanitarias para los residentes.
    Y con lo que respecta a tu afirmación “lo único que persiguen es la explotación de los pensionistas”, seguro que no se te ha pasado por alto que nuestro modelo es autogestionado, que quiere decir, que las decisiones de lo que se hace en los residenciales y de cómo se vive en ellos, las toman, exclusivamente, los socios de la cooperativa, es decir, los residentes y de manera democrática. No creo que en este contexto de organización para la toma de decisiones quepan situaciones de “explotación de los pensionistas”.
    En cualquier caso, quien apueste por esta fórmula de envejecimiento activo y de carácter social (a pesar de lo que opinas) apuesta realmente por otra manera de vivir, en compañía, comprometido con su comunidad e implicado en las decisiones que le afectan a su día a día.
    Entendemos que es un reto y una realidad (no una utopía) a la que no todo el mundo está dispuesto a atreverse disfrutar.
    Un cordial saludo.

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ÚNETE A REPUEBLO

Recibe quincenalmente las noticias más destacadas de innovación, sostenibilidad y desarrollo rural

¡Gracias! Ya te has suscrito.